Conoce las ventajas de elegir una impresora 3D pequeña

Al momento de invertir en la compra de una impresora 3D, surge la pregunta de si vale la pena apostar por una pequeña o, dicho de otro modo, de dimensiones compactas y para usos prácticos.

Decantarse por una impresora 3D de estas características no solo significa gastar menos u ocupar menos espacio, sino también disfrutar de ciertas ventajas que makeR te explica a continuación.

Estos son los beneficios de optar por una impresora 3D pequeña

las ventajas de elegir una impresora 3D pequeña

Costo de inversión más asequible

Si cuentas con un presupuesto limitado, elegir una impresora 3D pequeña podría ser una buena opción que tu bolsillo te permita. Por lo general, el precio del mercado de impresoras compactas es asequible, donde puedes encontrar modelos a partir de los 1.750.000 pesos colombianos o 500 dólares.

Además, hay que tener en cuenta los costos de los materiales de impresión, los cuales disminuyen cuando se cuenta con una impresora con no demasiadas utilidades, pero igual de eficiente para crear piezas simples. Si deseas imprimir un objeto no tan complejo, los gastos en el rollo de filamento y el consumo eléctrico suelen ser bajos.

Menor espacio requerido

Es muy notable que el espacio físico que abarca una impresora 3D pequeña es más reducido y, por lo tanto, se puede aprovechar mejor para integrar los materiales de impresión y tus creaciones a la habitación u oficina en la que desees instalarla.

Así, tu productividad en las impresiones se ve aumentada por tener todos los elementos que requieren los procesos de impresión que realices en un solo lugar.

Mayor portabilidad

Con relación al punto anterior, la portabilidad que ofrece una impresora 3D pequeña te permite trasladarla hacia cualquier otro lugar donde necesites realizar una impresión. Solo necesitas una fuente de alimentación y una superficie plana para ubicarla e instalarla para comenzar.

Tiempo de impresión más veloz

Otro beneficio de contar con una impresora 3D pequeña es el corto tiempo que requiere la impresión de un objeto minúsculo, como una carcasa o base de carga para teléfonos, por ejemplo.

En este punto, figuran algunas variables como los materiales a utilizar. Cabe mencionar que la mayoría de impresoras 3D compactas o portátiles utilizan filamentos PLA. PETG ABS y CPE 100, requiriendo cada uno de parámetros como la temperatura para aumentar la velocidad de impresión. También influye la forma y medidas del modelo de impresión (el grosor de las capas, el relleno, entre otros).

Poca complejidad de uso

Al introducirte en el campo de la impresión 3D, es recomendable que empieces por adquirir una impresora 3D pequeña, cuya curva de aprendizaje es más reducida que con otros modelos más grandes y complejos. Con ella, tus primeros ensayos con prototipos serán más sencillos de desarrollar y ejecutar, haciendo de la experiencia de aprendizaje más entretenida y placentera.

En conclusión, con una impresora 3D podrás iniciar con tus creaciones sin invertir mucho dinero, ni complicándote en el tiempo de impresión, obteniendo una calidad aceptable en tus creaciones que te permitirá aprender más y mejorar en ellas a corto plazo si te apasiona la impresión 3D.

¿Qué otra ventaja crees que tenga elegir una impresora 3D pequeña?
Menciónala en los comentarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Redime el cupón FILLDAYCARNAVALERO y obtén un 60% de descuento en tu tercer filamento PLA o ABS, las compras de filamentos realizadas en el mes marzo serán enviadas a partir del 1 de Abril de 2019 Descartar